Si viajas al extranjero, viaja tranquilo. Te aconsejamos contratar uno de los mejores seguros de viaje. Consigue un 5% de descuento en IATI, el seguro que usamos nosotros, AQUÍ!

Lo primero es advertir que este post está basado en nuestra experiencia, en concreto, en el caso de Vero. Cada embarazo es distinto, así que si estás embarazada y piensas hacer un viaje a Japón, o a cualquier otro destino, lo mejor es que primero consultes con tu ginecólogo.

Nosotros nos enteramos que Vero estaba embarazada justo dos semanas antes del viaje a Japón. Ya teníamos los billetes de avión, las reservas de los hoteles y el JR Pass contratado. Sin embargo, decidimos aplazar la decisión de viajar o no hasta que habláramos con el médico.

¿Se puede viajar a Japón embarazada?

Vero subiendo al Fuji TV Building

Lo primero que nos dijo el ginecólogo es que una embarazada no es una enferma y que por tanto debía hacer vida prácticamente normal, y eso incluye los viajes. También nos comentó que en Japón hay médicos excelentes, por si nos surgía alguna complicación, cosa que no sucedió.

Recomendaciones para viajar embarazada a Japón

Planes que hacer en Tokio en un primer viaje a Japon

Además, nuestro ginecólogo nos dio una serie de recomendaciones, teniendo en cuenta que Vero estaba en un estado de gestación de entre 6 y 8 semanas y que no tenía un embarazo de riesgo.

Seguro de viaje: siempre es recomendable viajar con una buena póliza que te cubra en destino posibles accidentes, hospitalizaciones por enfermedad o contratiempos que puedan suponer un sobrecoste en tu presupuesto de viaje (ten en cuenta que la hospitalización o atención médica en muchos países es extremadamente cara).

En nuestro caso para viajar a Japón u otros países utilizamos el seguro de viaje de IATI Seguros porque tiene una cobertura superior a la media y ofrecen siempre un trato personalizado y rápido. Puedes contratar aquí el Seguro de viaje de IATI Seguros y por ser lector de Que ver en tus viajes te aplican directamente un 5% de descuento.

Vuelos: Para los vuelos de embarazadas, nos recomendó que llevara ropa cómoda, que bebiera mucho líquido y que caminara cada pocas horas para evitar trombos. Además, en el mostrador de la JAL solicitamos pasillo para que Vero pudiera estirar las piernas y que su asiento estuviera cerca del baño. Las embarazadas van muchas más veces.

Alimentación: En este sentido, cada maestrillo tiene su librillo. El ginecólogo le dijo a Vero que comiera mucha verdura, fruta, carne y pescado. Pocos dulces e hidratos de carbono por la glucosa. El embutido y la carne los podía comer siempre que fueran envasados.

Este médico le prohibió el sushi y el sashimi por el tema del anisakis. No obstante, en Japón no se prohíbe el pescado crudo a las embarazadas. Vero no se pudo resistir y un día lo probó en Kanazawa, aunque fue la única vez en todo el embarazo.

Actividad física: Estando embarazada de entre 6 y 8 semanas, la actividad física debía ser la habitual. Eso sí, bebiendo mucho líquido, parando a descansar con más frecuencia y evitar cargar con demasiado peso.

Nuestra experiencia viajando embarazada

Lugares que ver en Nara Japon

Nosotros seguimos las recomendaciones, pero debéis tener en cuenta que viajar embarazada es un pelín diferente a cuando no lo estás.

Para empezar, durante esas semanas, Vero tenía la sensación de náuseas muy a flor de piel. Nada más bajar del avión, yendo en el Narita Express por poco echa la papilla. Luego a toro pasado, me comentó que en la antigua Lonja del Pescado de Tsukiji se sintió muy incómoda.

Luego está el cansancio físico y anímico. Nuestras jornadas eran largas, las paradas técnicas en el hotel fueron inevitables. La embarazada es la que debe marcar el ritmo y decir basta cuando no pueda más. En el apartado anímico también se nota la diferencia y algún día no pudo evitar el llanto.

Por lo demás, el viaje a Japón embarazada fue fantástico. Si vuestro ginecólogo no lo desaconseja, y tenéis ganas de emprender un viaje, puede ser toda una experiencia. Vero no estuvo al 100% de sus facultades y eso se notó, pero estando al 80% también se pueden hacer muchas cosas y unos cuantos viajes. Al final, disfrutamos de Japón y de Teo.

Si tienes dudas o quieres compartir tu experiencia con nosotros cuéntanoslo en los comentarios. Y si está preparando tu viaje no te pierdas nuestro post con los 10 mejores lugares para visitar en tu primer viaje a Japón.

Pau García Solbes
Soy periodista y creador de contenidos de viajes profesional. Soy Licenciado en Ciencias de la Información en la especialidad de Periodismo. He trabajado y colaborado en numerosos medios de comunicación en temas relacionados con Internet, nuevas tecnologías y turismo. Además, soy co-autor del libro Viajar con niños, el manual para preparar tus vacaciones en familia de La editorial viajera.

1 COMENTARIO

  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Lo primero es advertir que este post está basado en la experiencia y en el caso de Vero. Cada embarazo es distinto, así que si estás embarazada y piensas hacer un viaje a Japón, o a cualquier otro destino, lo mejor es que pri…..

  2. Muy bonito post y muy interesante aunque quizá hubiera puesto en el titulo ‘viaje a Japón y Grecia’ (o será en otro post?) ya que en éste último sí que estaba más avanzado el embarazo y no es lo mismo viajar estando de 6-8 semanas que de no se cuantos meses, no?

  3. @algogoku, claro, claro. A Japón fue al principio del embarazo. Luego en Grecia ya se notaba más la barriga y fue mucho más tranquilo. Seguro que hay post a la vista 😉

  4. Creo que siguiendo las recomendaciones que de el médico, no tiene porque haber complicaciones. Además lo pillaron digamos con bastante tiempo y al menos disfrutó del viaje a pesar de no estar al 100%.

    Seguro que tienen ganas de la próxima visita a Japón sea con Teo incluido, no lo dudo 🙂

    Un saludo compañero!

  5. Me ha gustado mucho esta entrada 😉
    Lo que tú dices, que lo primero es consultar al médico (muy importante). Lo que si me ha sorprendido es que el ginecólogo os dijera que con 6 o 7 semanas de gestación podía hacerse un viaje tan largo, ya que a veces se desaconseja hasta que estás bien entrados los 3 meses.
    Yo tampoco podría resistirme al sushi…
    Y con Grecia la cosa cambiará, que la barriga pesa y el ritmo es muy distinto !!
    Petons !!

  6. en caso de susto, un ginecologo japones no te toca a no ser que tengas historial clinico con ellos. asi que lo de que los medicos son excelentes… si lo son, pero no tienes acceso a ellos.

  7. @neki, seguro que volvemos alguna vez más para que Vero pueda quitarse la espinita de no estar a tope y poder comer sushi.

    @Javier, esperemos que Teo nos salga iajero y nos pueda acompañar a todos lados 😉

    @El Capitán, y tan rápido que lo hemos olvidado, ahora ya no hay náuseas, se han ido con nuestras horas de sueño 😉

    @Nuria, ante todo ir al ginecólogo, eso siempre que cada embarazo es un mundo. Nosotros también nos pensábamos que el médico sería reacio, pero todo lo contrario, no dijo nada de esperarse a los tres meses. En Grecia fue muy distinto 😉

    @jj, vaya, pues menos mal que no nos pasó nada. No obstante, supongo que en caso de urgencias nos hubieran atendido en un hospital ¿no?

  8. Me alegro que el viaje les haya resultado fantastico, y las descripciones que has hecho sobre viajar embarazada son muy buenas y utiles, muchas veces se piensa que por estar embarazada no puedes hacer casi nada, como si se estuviera emferma

  9. en caso de urgencia estamos hablando de un desplome del feto, que tu mujer entrase sangrando como en elm street y algun que otro japones desmallado del susto.

    no. no te hubiesen atendido. dale al google. anda que no han palmado tias por esto.

  10. Foreign woman rejected 7 times by hospitals in western Japan after childbirth
    Mainichi Shinbun, September 27, 2007
    Courtesy https://mdn.mainichi-msn.co.jp/national/news/20070927p2a00m0na022000c.html
    Courtesy of Erich Meatleg

    A foreign woman seeking medical help in Japan after giving birth at home was rejected by five hospitals where officials said her Japanese wasn’t good enough and they didn’t have proper facilities, authorities said Thursday.

    The woman, in her 20s, was finally admitted to one of the hospitals after begging to be treated over two hours, during which two of the hospitals rejected her twice, said Takaaki Uchida, an official in Tsu.

    All of the hospitals were equipped with maternity wards, but only two had intensive care units for newborn babies.

    The incident happened in August 2006, but was reported in Japan on Thursday in the wake of the case of a 38-year-old woman who suffered a miscarriage last month after ten hospitals refused to admit her and her ambulance collided with another car.

    The cases have raised concerns about shortcomings in emergency care for pregnant women, an growing worry as Japan grapples with declining birthrates — among the lowest in the world — and a burgeoning elderly population.

    Uchida said the hospitals claimed the woman, whose name and nationality was withheld by officials, couldn’t speak Japanese well enough for them to communicate with her, and that they didn’t have emergency facilities to care for her newborn boy.

    The woman had never consulted a doctor at a maternity clinic during her pregnancy, a fact that also made it difficult for her to find a hospital, Tsu City fire official Yoshinobu Sakurai said.

    Sakurai also said the woman could not speak Japanese at all and her female companion to the hospital also spoke only broken Japanese.

    Both the mother and the baby boy were healthy, according to Sakurai.

    Following the miscarriage case, on Aug. 29 incident, the government has ordered local governments to review past cases of transporting pregnant women.

    Last year, a pregnant woman in western Japan died after being refused admission by about 20 hospitals that said they were full. (AP)

    September 27, 2007

  11. eiii, ya hacía tiempo que no entraba por aquí, no he tenido tiempo ni de rascarme. Primer de tot: enhorabona, Pauet!! no tenía ni idea de que estábais esperando. El post me ha emocionado especialmente porque ahora mismo es mi señora la que está de dos meses… eso sí, nosotros nos lo vamos a tomar con más tranquilidad, a los sumo unos días en London. Pero lo dicho, que mil enhorabuenas

  12. @burymagnets, muchas gracias e igualmente enhorabuena 😉

    Hombre, un viajecito estando embarazada se puede hacer tranquilamente, siempre que el ginecólogo no ponga pegas y te de algunos consejos.

    Espero que el embarazo vaya muy bien y que disfrutéis pronto del bebé. Enhorabuena!

  13. […] Sin embargo, pronto nos topamos con escaleras repletas de pequeñas y escalofriantes estatuas de Jizo que nos llamaron mucho la atención, así que pillamos la Lonely Planet para informarnos un poco y nos quedamos de piedra. Recordad que durante el viaje a Japón del pasado mes de abril Vero estaba embarazada. […]

  14. Me ha encantado este post, por cierto lo he encontrado porque quiero quedarme embarazada y tenemos un viaje previsto a Japón, y que ilusión que la protagonista también se llama Vero!!!!
    Un abrazo muy fuerte y gracias por los consejos

    • Bienvenida a ‘el pachinko’. Nosotros fuimos a Japón al principio del embarazo de Vero, y aunque no disfrutó del destino al 100% sí que pudo viajar con normalidad y conocer otras partes del país que todavía no habíamos visto.

  15. Buen post Pau. Yo también mucho durante mi embarazo y si tienes permiso de tu médico puedes viajar cómodamente hasta el séptimo mes como fue mi caso. Los otros dos me sentí pesada y preferí quedarme en Barcelona. El embarazo es un estado fisiológico y no una enfermedad.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí